• La actriz y amiga del Club de las 25, María Barranco, presentó y condujo el evento, en el que se dieron cita, numerosas personalidades y autoridades, del mundo de la política, la cultura, el arte, la comunicación y las letras.
  • Se entregaron un total de seis premios a seis mujeres destacadas en diferentes ámbitos, para poner en valor su trabajo y lucha por la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres.

EL EVENTO

El pasado 21 de abril, la la Residencia Oficial, del Embajador de Portugal en España Joâo Mira Gomes abrió sus puertas para servir de anfitriona y escenario de la vigésimo quinta entrega de los premios que nuestra asociación otorga, cada año, y que en esta ocasión había sido retrasados dos años por los efectos de la pandemia.


Con ilusión renovada, se dieron encuentro personalidades del ámbito político, como Carmen Calvo, Marta Higueras, concejala de Mas Madrid y el Defensor del Pueblo, Ángel Gabilondo, que acudió en calidad de «aliado» en la lucha por la igualdad; así como altos cargos del Gobierno como la Ministras de Igualdad, Irene Montero, la Ministra de Defensa, Margarita Robles y la Delegada del Gobierno para la Violencia de Género, Victoria Rosell. Igualmente, nos acompañaron destacadas profesionales de la comunicación, la música, las letras y el periodismo, así como, artistas reconocidas a nivel internacional, y figuras destacadas en la ciencia, entre los que podemos citar a la Viróloga Margarita del Val, la Presidenta de la Fundación Saramago, Pilar del Rio, Ana Pardo de Vera, directora del diario Publico, Monserrat Boix, periodista y más presentes que quisieron este día compartir, tan deseado evento.

La maestra de ceremonias fue la actriz Maria Barranco que hizo de la jornada, las delicias de asistentes y público en general. La famosa actriz, estrenaba el día anterior nueva obra de teatro «el Premio» y no quiso perderse tamaña ocasión de compartir los momentos de celebración de los premios, presididos por la siempre carismática y homenajeada Cristina Almeida que hizo los honores en la mesa presidencial junto al Embajador de Portugal, Joâo Mira Gomes.

“Queremos mirar, ver y aprender de la magnífica forma de construir y de hacer en esta parte de Atlántico, referente en Europa, que es el país de Portugal, donde las mujeres son artífices del conocimiento. Queremos proyectar una mirada Feminista al Atlántico, hermanando a los dos países a través de la sororidad y el reconocimiento mutuo”

Cristina Almeida, presidenta del club de las 25

La asociación premia anualmente a aquellas mujeres que día tras día, sostienen un firme compromiso en la lucha por la Igualdad entre mujeres y hombres. En esta ocasión, el Club de las 25 ha querido hermanar esfuerzos con el país vecino, tendiendo lazos de unidad dirigidos a esta lucha por que el futuro de las mujeres cumpla las deseadas expectativas de equidad y justicia. Una mirada hacia el atlántico para tender puentes feministas.

Seis han sido las elegidas este año para lucir los abanicos, diseñados exclusivamente para los Premios del Club de las 25, de la gran diseñadora Mallorquina Aina Sanchez, como símbolos de ese reconocimiento al mérito personal, que de manos de compañeras y amigas, han recibido las galardonadas.

LAS PREMIADAS

CARLOTA BUSTELO, Política emblemática y símbolo de toda una época de lucha feminista, recibió el premio Club de las 25 de manos de La presidenta del Club Cristina Almeida, que elogió con palabras emocionadas, la gran figura de Carlota y lo que significó en la visibilizacion de la Violencia que sufrían las mujeres de la sociedad de la transición. Ella fue la primera directora del Instituto de la Mujer de España (1983-1988), creado por ley en 1983 como organismo autónomo en el Ministerio de Cultura, sustituyendo a la antigua Subdirección de la Condición Femenina. Una agradecida Marta Kindelan, hija de Carlota Bustelo, acudió en su representación para recoger el abanico que simboliza el merecido reconocimiento a una de las grandes figuras de la democracia en España.

MARIA ANTONIA PALLA, que recibió el premio de manos del Embajador de Portugal, obsequiando al auditorio con sabias palabras acerca de las dificultades que sufren las mujeres cuando intentan hacer valer sus derechos y su vida. Maria Antonia, Periodista de profesión y escritora de vocación, pero sobre todo mujer feminista, se integró en 1968, con Margarida Silva Días y Maria Armanda Pasos, el primer grupo de mujeres periodistas que fueron admitidas, por concurso, en la redacción del Diario Popular. Fue la primera mujer que asumió la presidencia de la Caja de Sanidad de los Periodistas, una de las fundadoras de la Liga de los Derechos de las Mujeres y una de las promotoras de la Biblioteca Feminista Ana de Castro Osório. En 2004 fue distinguida con el grado de comendadora de la Orden de la Libertad.

LIDIA JORGE cuyo premio fue entregado por la Presidenta de la Fundación Saramago y mujer también clave en la cultura portuguesa. Otra gran artista portuguesa, Paula Guedes, fue la encargada de recoger el abanico en lugar de Lidia Jorge, que no pudo acudir aunque las cariñosas palabras de Paula, dirigidas a su compatriota y su obra, enaltecieron la figura de la galardonada escritora y editora. Lidia Jorge es miembro del Consejo General de la Universidad de Algarve a través del cual recibió la distinción de Doctora Honoris Causa. Es, sin duda, una voz única y reconocida en el panorama de la literatura portuguesa contemporánea. La receptividad del público y de la crítica lo demuestra; las repetidas ediciones de sus obras; las traducciones a otros idiomas; las tesis y ensayos académicos que se presentan sobre sus textos en varios países; los premios nacionales e internacionales que han distinguido su trabajo.

TERESA SALGUEIRO. Cantante y compositora portuguesa recibió su galardón de manos de la Ministra de Igualdad, Irene Montero, la cual elogió su aportación a la cultura universal, a través de su música. Teresa, que con apenas 17 años fue invitada a unirse a la fundación del grupo portugués Madredeus, grabando posteriormente 9 álbumes de música original, creada especialmente para su voz. Durante los 20 años que van desde 1987 a 2007, el grupo vendió más de 5 millones de discos en todo el mundo. La banda se convirtió en los primeros representantes de la música portuguesa.

ALMUDENA ARIZA. Fue obsequiada con el premio del famoso Abanico, símbolo del Club de las 25, por parte de la también Periodista Lydia Cacho y otra de las grandes mujeres del periodismo español, Anna Bosch, recogió en su nombre la preciada distinción. Ariza, ejemplo de honestidad profesional y compromiso ético, ha sido los ojos de TVE en múltiples lugares. A lo largo de su carrera ha cubierto grandes acontecimientos como, los atentados del 11 de septiembre de 2001 o las guerras de Afganistán e Irak, donde rodó en las trincheras y en los campos minados. Cubrió también el tsunami de Indonesia y fue la primera periodista española que llegó a Banda Aceh en el norte de Sumatra y ahora s e encuentra cubriendo la guerra en Ucrania. Ha sido una de las máximas representantes del movimiento “Las periodistas Paramos”. La periodista no quiso faltar a la cita, aunque de forma remota, enviando un video, para la ocasión, con sus palabras de agradecimiento, que se proyecto en la sala, no dejando a nadie indiferente.

ROZALÉN. Cantante y activista feminista reconocida, recibió el premio de las 25, de manos de una Manuela Carmena muy ilusionada con su cometido, dedicando unas cariñosas palabras a la artista y recordando a la audiencia lo importante de estos compromisos con la Igualdad. Rozalen, es una de las principales voces de la nueva canción de autor. Con cuatro trabajos editados, ha cautivado a público y crítica a partes iguales. En su haber acumula distinciones tan importantes como cuatro Discos de Oro, dos de Platino, un Goya, el Premio Nacional de Músicas Actuales 2021, tres nominaciones a los Latin Grammy o la Placa al Mérito Profesional de Castilla-La Mancha. Es una de las artistas de mayor éxito en directo, congregando a miles de seguidores en cada uno de sus conciertos. Además, es una importante activista social, defendiendo con su música los derechos de las minorías y comunidades más desfavorecidas. La cantante tenía reservada una sorpresa, un video que puso el broche de oro a su imagen, dedicando a todas sus admiradoras, «un abracico apretao», con la mejor de sus sonrisas

ENTREGA

Los premios transcurrieron como en celebraciones anteriores, repletos de entusiasmo. Tanto la Presidenta de Honor y Fundadora del Club, Karmele Marchante, como la Presidenta, Cristina Almeida, en sendos discursos, insistieron en la necesidad de la unidad del feminismo y reconocieron que 25 años, han sido un camino lleno proyectos cumplidos y de lucha por mantener el compromiso adquirido por la Asociación. La soprano y miembro del Club, Elisa Belmonte, hizo las delicias de todos los presentes con su magnífica voz, acompañada por la guitarra de uno de sus más fieles colaboradores. Para cerrar el acto, la cantante y premiada, Teresa Salgueiro, sorprendió a todos con la interpretación a capella, de un canto originario de las mujeres segadoras de la región alta de Portugal. Su voz dulce y desgarrada a la vez, conmovió a la audiencia, sirviendo de colofón a una jornada repleta de emociones y palabras de admiración.